El arte, un respiro durante la pandemia

Por Sorayda Díaz

La naturaleza, es una de las inspiraciones más grandes para Jonay Di Ragno, artista plástico internacional, con sus orígenes boricuas y en las Islas Canarias este artista honra en sus creaciones a la piedra, el agua, el sol, la luna, pero ante todo a su hijo Lorenzo Niccolo quien aunque a distancia, porque “Nico” vive en Puerto Rico y Di Ragno en Charlotte, él es la motivación principal para esos momentos difíciles.

Jonay Di Ragno y su hijo Lorenzo Niccolo

Aunque la distancia  y el esfuerzo fueron mayores durante la pandemia, el artista buscó la manera de tener a su hijo siempre presente, acercarse más con la naturaleza, construir relaciones y compartir su arte con la comunidad. Y vaya, cabe decir que la primera vez que hablé con Jonay fue durante la pandemia, sí, esta relación entre VozEs y el boricua fue una de pandemia. 

A más de 14 meses de que nos mandaron a confinamiento, volvimos a platicar sobre su arte, su experiencia y lo que lo motivó para que en cuanto bajaron las restricciones sanitarias el artista en colaboración con amigos y colegas ofrecieran un show de arte este 21 de Mayo pasado para empezar a sanar y despertar unidos con la fuerza del arte. 

A continuación les dejo una conversación que tuve con Jonay sobre lo que ocurrió en estos 14 meses y su opinión sobre lo que nos dejó esta pandemia. 

Jonay, después de más de un año volvemos a platicar, cuéntame, ¿Cómo viviste la cuarentena y cómo fue tu proceso de adaptación a nivel creativo?

Fueron momentos en el que el mundo estuvo en un cambio, esto pasa cada cierto tiempo en determinado momento, cada 100 o 200 años, este 2020 fue uno de esos momentos grandes en la historia. La viví recolectando información, estéticas nuevas, investigando, aprendiendo, fue un gran momento para reflexionar sobre la sombra; sobre a quién le pertenece, si a la luz o al sujeto. Creo que pase lo que pase, sea negativo o positivo no hay que bajar las espadas, siempre hay que estar preparados, esto nos cogió no preparados, pero hemos aprendido mucho.

Foto por SpeedPro Design Studio

El encierro no me afectó, porque yo como artista estaba encerrado ya, no se me hizo tan difícil en cuanto a la soledad, creo que hice más piezas que antes, tuve mucha libertad para crear y explorar. Pero no estoy contento por las personas que perdieron gente, eso fue muy triste

Para mí el arte fue una forma de respirar. 

¿Cómo consideras que va a avanzar el flujo del arte después de esta experiencia de confinamiento durante la pandemia? ¿Se quedará virtual en algunas disciplinas? Crees que lo virtual nos ayudó a acercarnos o alejarnos del arte?

Hubo mucha información que no creo que sea nueva, ya estaba sucediendo en los últimos años la relación con las redes sociales y el internet, esas relaciones han creado más oportunidades para el artista, nos ha dado 30 o 40 por ciento de más espacio para explorar aprender arte y negociar. Sí, se intensificó ahora en los últimos meses, porque yo creo que muchos artistas que trabajaban de la manera tradicional tuvieron que ponerse a la tarea de tener más presencia en internet.

Muchos de esos artistas, mucha gente que trabajo desde la casa están viendo una perspectiva nueva de trabajar más a distancia, y mantenernos así, si pudiera ver en una bola de cristal yo creo que el 80 por ciento del arte virtual se quedará y crecerá mucho más.

Pero las galerías y el arte donde las piezas se pueden palpar creo que eso siempre existirá.

En referencia con el arte, yo tuve personas coleccionistas, fanáticos del arte, amistades, gente del mundo del arte que me contactó y hablamos mucho, hubo mucho intercambio de esa hambre para el arte, creo que nos acercó mucho más, durante la pandemia yo vendí el doble de piezas también.

¿Qué aprendiste durante Covid-19?

Bajo limitaciones, cuando estas cosas pasan tenemos la tendencia a extender nuestra creatividad, esta situación nos provocó a los artistas y a creativos en otras ramas a reciclar y buscar nuevos recursos. 

Repito, el arte es una forma de respirar, cuando la pandemia empezó yo estoy segurísimo que la gente que depende del arte como algo sublime, espiritual, como un viento de soplo, se acerco más al él.

Sí, el internet podrá crecer las ventas pero creo que la gente está deseosa de acercarse al arte, a la cultura, aprendí esa necesidad de que es nuestra responsabilidad de hacer belleza y mostrar que estas cosas hagan una mejor vida y felicidad a cualquiera que consuma estos productos. 

Aprendí que hay que mantenerse preparados, estábamos muy cómodos y el ser humano debía estar más preparado, orientarnos, no dejar de estudiar y concientizar. 

Esto hizo que muchos nuevos talentos salieran a la luz y comenzaran a crear, muchos con temas, estilos nuevos ¿qué opinas de esto?

Dije antes que en la historia siempre hay el momento grande y este 2020 fue el momento grande; eso hace que nuevas formas crezcan, la gente siempre va a querer arte, hace años uno tenía que ir a una galería o feria, ahora en estos días tenemos vida virtual con esto hubo una concientización que hizo que mucha gente viera esos nuevos estilos que quieren pintar ahora, nuevas formas.

Jonay y su familia en el show de arte “Reset” del 21 de Mayo

En el show del 21 de mayo, se vieron parte de los talentos que estuvieron trabajando y se compartieron para empezar a sanar y despertar unidos con la fuerza del arte. Yo creo que el diseño y el arte tiene una responsabilidad con la comunidad. Por eso no podíamos esperar y realizamos ese evento para la gente, para ofrecerles ese escape, y una forma de reiniciar.

Creo también que nos hemos puesto todos los hermanos artistas y la comunidad a trabajar en  mandar mensajes más positivos, sobre racismo, ser noble, cambio climático, ayudar a la comunidad, estamos incluyendo todo eso en nuestro vocabulario artístico, hacemos oraciones que promuevan e inspiran. Me gusta el negocio de la inspiración yo estoy en ese negocio en el que podemos ayudar aliviar e inspirar. Todos estos mensajes que vienen ahora los podemos usar para una funcionalidad más íntima y de conciencia para con los niños y juventud. 

Tu mayor inspiración ha sido siempre la naturaleza, durante este tiempo, ¿se intensificó esta relación? 

Yo pienso que definitivamente hubo un querer o más obligación a querer estar afuera. 

La inspiración puede venir de muchas partes, de un libro de un canal de youtube, de muchos lugares pero yo creo que no hay ninguna que se compare a la que ofrece la naturaleza con la paz, el silencio y la comunicación visual que ofrece.  

Es muy sagrado poder ir a caminar sobre algunos árboles, trails alrededor del lago, tocar materiales, la madera, las plantas, las flores, a veces se mira hacia el cielo y el color es diferente de acuerdo al momento, el amanecer ayuda a meditar, las luces son saludables, y todo eso influye en el arte, el proceso creativo es único para cada artista y cada uno agarra una energía sublime y un soplo de vida. Para mí que he sido acusado en buena manera de tener texturas tridimensionales y cosas cristalinas y metálicas en mis pinturas porque además  me gusta añadir estas cosas ricas, estos elementos de sorpresa, es necesario incluir pedazos de naturaleza, madera, arena, barro, cristal, cuarzos.

Esto que da la sensación de cercanía con la naturaleza,  La pandemia y esta experiencia fue una discrepancia extraordinaria, porque si vemos la palabra discrepancia, son asuntos que pasan de la nada que no esperamos o que nos sacan de lo normal,  pero si le agregamos lo extraordinario, fue bonito, que esto (la pandemia) nos sacó del estudio y en lo personal tuve el honor de encontrar, descubrir, explorar materiales visuales que me inspiran, esta situación provocó una investigación más profunda dentro de la naturaleza.

Foto cortesia de Jonay Di Ragno

Ahora que volvamos a nuestros trabajos no debemos volvernos tan esclavos, espero que la herencia de la pandemia sea esa, que nos ha dejado salir y estar más en contacto con la naturaleza, como seres humanos, como parte de la naturaleza, debemos continuar más cerca de ella, respetando y cuidándola. 

También creo que la intersección más sagrada de cualquier artista y padre con la naturaleza es a través de la familia, en mi caso Lorenzo Niccolo, mi hijo, es lo primero,  por más sensacionalista que nos hagan a los artistas, la familia es una de las inspiraciones más grandes, al lado de la piedra, del agua, de la luna y el sol, primero está mi hijo, porque es el elemento de la naturaleza, esas personas a las que más queremos, estos momentos de esfuerzo para subir la montaña, mi hijo está ahí.

Jonay trabajando en su nuevo mural que va a adornar las calles de NoDa. Otro Fibonacci.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .